LA SALVACIÓN ESTÁ EN CRISTO (Jn.3, 14 – 21)

El evangelio destaca la importancia de la fe y es muy consolador.
Todos los que creemos que Jesús murió y resucitó para nosotros, tiene Vida Eterna.
Jesús vino a salvar y no a condenar.
La salvación está en Cristo, todas las Bendiciones vienen de Él.
Creer en Él es vivir en la luz; una luz que ilumina y a nuestro entorno.
Dios nos ama tanto y espera de nosotros respuestas, estas son las pequeñas luces, gestos de amor en nuestras acciones.
Así colaboramos con Él haciendo más agradable este mundo.

Señor Jesús, luz del mundo.
Ayúdanos a amar como tú y poder iluminar el mundo con pequeños actos de amor
siendo luz para los demás.

Para Reflexión:

  1. ¿Cómo he encontrado luz en este año de pandemia? (momentos, personas)
    ¿Cómo he sido luz para los demás?
  2. ¿Cómo mamita María me ha acompañado durante este tiempo?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *